Cortar el pelo a quien no tiene nada, una forma de solidaridad Los 'clientes' fueron derivados por la Fundación del Convento de Santa Clara

Acción de Tijeras Solidarias
Acción de Tijeras Solidarias

En junio del 2016 el peluquero badalonés Saul Sancho cargó una mochila con peines y tijeras y viajó a un campo de refugiados de Atenas, después de que su «amigo de toda la vida», Òscar Camps, de Open Arms, le explicara que las madres rapaban el pelo a sus hijos para erradicar sus piojos.

Fue la primera misión de la ONG creada por Sancho Tijeras Solidarias , que acudió para realizar tratamientos por los piojos y a cortar pelo. Desde entonces ha vuelto una docena de veces. En Catalunya ha reunido a más de treinta colaboradores con los que realizan acciones solidarias en lugares donde saben que pueden echar una mano.

Esta semana, él y otras tres peluqueras, Laura Pagès , de Rubí; Glòria Duran , de Alella, a la que acompañó su pareja, que es saxofonista y que amenizó la sesión, y la manresana Mònica Masafrets Miquel , que trabaja en una peluquería de Vic, han hecho la primera acción de Tijeras Solidarias en Manresa , en la plataforma de alimentos de la Fundación del Convento de Santa Clara.

La intención de la ONG es repetir esta acción mensualmente en Manresa, como en otras ciudades.

Por sus manos han pasado una treintena de cabezas. Personas sin medios a las que la fundación explicó esta propuesta que se apuntaron en una lista. La intención es realizar una sesión cada mes. La próxima ya tiene fecha: el 28 de febrero.

Sancho respondió a la pregunta de este diario sobre la reacción de las personas que acudieron con una frase más que elocuente: «agradecidos, no, lo siguiente».

 

Tijeras Solidarias es un proyecto impulsado por el peluquero badalonés Saúl Sancho , que empezó organizando estancias de compañeros de profesión en campos de refugiados de Grecia, para cortar el cabello y realizar tratamientos contra los piojos. La ONG también recoge productos de higiene personal, que hacen llegar a las personas que lo necesitan. Otra de sus actividades es formar en técnicas de peinado y corte a mujeres y hombres de los campos de refugiados para poder seguir atendiendo a sus necesidades entre los viajes periódicos que realiza la ONG.

Sé o primeiro en comentares!

Deixa un comentario